Comandante José Eufrasio Ruiz: primer juez de paz de Junín, la transición política y militar en medio del ataque de los indios

Cuando el comandante José Eufrasio Ruiz asumió en 1854 los poderes civiles y militares el nombre de Fuerte Federación comenzaba a dejarse de lado y las notas oficiales se rubricaban con el nombre de Junín. 
Vale mencionar que el 31 de agosto de 1853 se separó la autoridad militar de la civil, nombrando al capitán José Eufrasio Ruiz, Juez de Paz, por resolución firmada por el General Manuel Hornos desde Salto. El Gobernador de la provincia, pastor Obligado lo ratifica el 9 de septiembre de 1853. Este fue el primer Juez de paz con que contó Junín.
En ese año la situación era desastrosa y angustiosa porque faltaban médicos y escuela y los salvajes saqueaban el poco ganado que poseían los vecinos. 
El vernes 23 de septiembre de 1853, Ruiz como Juez de Paz envía nota al gobierno quien contesta de la siguiente manera: "El Gobierno se ha impuesto de la nota que manifiesta la necesidad de hacer más mejoras en ese punto, siendo las principales una escuela, un templo, mandar un cura, un médico, aumentar la fuerza militar y alguna artillería para seguridad.”
Como existían solamente en el partido seis casas de ladrillo y dos de azotea, el Comandante Ruiz pidió al ministerio de Gobierno que se les eximiera el pago de una contribución lo que tuvo respuesta negativa.
El miércoles 18 de enero de 1854, el Gobierno comunica a José E. Ruiz, su reelección en el puesto de Juez de Paz. Así se lo hizo saber: “El Gobierno por decreto de esta fecha ha tenido a bien reelegir a usted para Juez de Paz del Partido de la Federación por todo el presente año".
El jueves 27 de abril de 1854 lllega a Federación el Gobernador Pastor Obligado, quien realizaba una gira por el territorio de la Provincia para comprobar el estado de la misma. El periodista Héctor Varela, popularizado bajo el seudónimo de “Orión”, que integraba la comitiva, reflejaba en el diario “La Tribuna” en su edición del día 3 de mayo de 1854, el estado de abandono del Fuerte:

“Hablar de este pueblo es afligente. Figúrese usted una población semi-salvaje viviendo con otra completamente bárbara. Qué cuadro tan lúgubre nos presenta al hombre civilizado! Oprime el corazón, el ver la degradación llevada al último extremo.”

El 23 de enero de 1854 renuncia el Comandante Militar Ildefonso Arias, a su cargo como comandante del Fuerte, exponiendo para ello razones de salud. La renuncia fue aceptada en el mes de marzo, nombrándose en su reemplazo a José Eufrasio Ruiz, que de esa manera concentra los dos poderes: el civil y el militar.
El día 20 de mayo de 1854, Ruiz presta el juramento de rigor y se hace cargo también, de la Comandancia del Fuerte. 

Sobre la guerra contra el indio librada por este comandante, el historiador Roberto Carlos Dimarco señala lo siguiente: 

"Lunes 26 de noviembre de 1855: Los indios llevan a cabo una nueva invasión en los alrededores de la Laguna de Gómez. Ruiz los persigue sin lograr darles alcance y los salvajes se llevan 45 vacunos y 137 caballos. 
El Comandante en su parte al Gobierno decía: “... en mis años de milicia no he visto una tropa más entusiasta y decidida que la que tengo el honor de mandar, ... que si no se me duplica cuando menos el número de caballos, no podré jamás quitar los robos que hagan los indios y escarmentarlos como merecen.” (ver link trynar.com).
Un año más tarde debe hacer frente a una sublevación de indios en el fuerte: 
Martes 15 de enero de 1856. Se sublevan los indios amigos del Fuerte, con el pretexto de “hallarse cansados de pelear en una guerra de la que no recibían beneficio alguno (Roberto Carlos Dimarco).
El historiador Roberto Carlos Dimarco señala también que el jueves 1 de mayo de 1856, el Comandante Ruiz comunicaba al Gobierno que “a excepción de dos suertes de estancias que fueron donadas por Rosas, todos los demás terrenos se encontraban poblados con el solo permiso del Comandante y que aún no había sido poblada nunca una tercera parte del Partido. ... ante el valor elevado y la gran escasez de terreno en el centro de la Provincia eran muchas las personas que solicitaban poblar Junín, circunstancia por la cual solicitaba autorización para entregar tierras".
Las tribulaciones se seguían sucediendo por aquellos años promediando el siglo XIX. En 1857, el Fuerte fue invadido por la indiada. La devastación provoca el desánimo de la población y muchos vecinos prefirieron retirarse a otros lugares más seguros. El clima de inseguridad fue tal que hasta miembros de la Municipalidad se alejaron del pueblo.

El 13 de junio de 1858 se produce una importante invasión de indios en el paraje conocido como “Chilqui-lofo”. El Comandante de la frontera norte, Eustaquio Frías con 600 hombres de varios regimientos, entre los que se contaba el de Junín, marcha a su encuentro. Alcanza a los salvajes y los derrota completamente. 
El parte del Gobierno relacionado con esta acción decía: “El Gobierno queda por lo tanto reconocido al mérito que han contraído  y les da las gracias a nombre de la Patria con especialidad al Alférez Salgado y al Sargento del Escuadrón Junín, Fermín Sánchez, por su distinguida comportación y de cuyo mérito va a ocuparse el Gobierno por separado.”

El 17 de junio de 1858, Ruiz fue ascendido a Teniente Coronel. Así lo resolvió una reunión realizada en Rojas bajo la presidencia del jefe de la frontera norte, General Emilio Mitre, graduación que se otorgó a los que tomaron parte a la expedición al desierto.

El lunes 19 de julio de 1858, el Ministro de Gobierno estableció la línea de fronteras que se extendería por el sur desde Quequén Grande, Sierra del Tandil y el arroyo Tapalqué, hasta encontrarse en su prolongación con el Fortín Esperanza; desde aquí hasta Cruz de Guerra y la línea de fortines que cubría Bragado en el centro, y en el norte desde el fortín Ituzaingó hasta Junín y desde este punto, hasta Arroyo del Medio “en una línea que corre en dirección al campamento de la Loma Negra.”
El lunes 26 de marzo de 1860, Eustaquio Frías da cuenta al Ministro de Guerra y Marina de las operaciones emprendidas con motivo de una invasión de indios en las inmediaciones de las lagunas de Choan, y con dirección al arroyo de Las Nutrias. 
"En esta acción intervinieron los coroneles Eustaquio Frías y Plácido López y los vecinos Roque Vásques, Eulogio Payán, Manuel Sampayo y la Compañía de Junín, todos los cuales han llenado cumplidamente su deber. Los indios fueron perseguidos por las tropas que lograron rescatar gran parte de lo robado".
Agustín Mariño -jurisconsulto de origen español que emigró a la República Argentina donde desarrolló una reconocida carrera militar, participando de la Guerra de la Triple Alianza en la que alcanzó el grado de teniente coronel- y quien en 1866 fue designado por el general Bartolomé Mitre Auditor de Guerra con el grado de teniente coronel honorario, escribió en 1867, un texto titulado "Teniente Coronel Don José Eufrasio Ruiz, apuntes para su biografía", cita que falleció como consecuencia de una enfermedad ese mismo año en la ciudad de Buenos Aires.


















Comentarios


PERSONAJES Y PROTAGONISTAS